Diez claves para detectar la violencia de género en la consulta de enfermería de un centro de salud

El Colegio de Enfermería de Almería celebrará el 14 de diciembre sus I Jornadas Contra la Violencia de Género

 

44 es el número de la vergüenza. El número de mujeres que han muerto este año en España víctimas de la violencia de género. Pero no es la única cifra a tener en cuenta. El Día Internacional de la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer sirve también para dar voz a esas mujeres que sufren maltrato, vejaciones o violencia en la sombra y en silencio.

Ante esto, el Consejo General de Enfermería ha lanzado un decálogo con las principales señales de alerta de violencia de género. Evidencias físicas como moratones, pérdida de la seguridad en sí misma, tristeza y ansiedad, subidas y bajadas de peso repentinas o el alejamiento de su entorno más cercano son algunos de los indicios que se pueden encontrar en este decálogo. “Es importante que actuemos y lo hagamos ya, pero hacerlo exige una reflexión y un análisis de la situación”, explica Pilar Fernández, vicepresidenta del Consejo General de Enfermería.

Importancia de la Enfermería “Las enfermeras son el primer contacto con el paciente y somos clave en la detección de muchas situaciones de maltrato que permanecen ocultas tras las paredes de los hogares”, subraya Pilar Fernández. El decálogo, basado en el testimonio de mujeres víctimas de violencia y de sus enfermeras, será distribuido a centros de salud y hospitales y permanecerá a disposición de todos los profesionales y entidades en la página web del Consejo General de Enfermería.

El primer paso es aislar a la paciente del acompañante, y necesita, para ello, un ambiente seguro y tranquilizador. En ningún momento hablará si cree que alguien puede estar escuchando. La enfermera debe garantizar confidencialidad, ya que la persona suele tener miedo a que su problema se sepa, siendo la empatía el siguiente paso a seguir, sin juzgarla o criticarla. Tras ello, debe ofrecer la ayuda del asistente social del hospital y, en caso de negación, un número de contacto con la enfermera o asociación de afectadas, recordándole que puede volver cuando quiera. Por supuesto, se deben atender las lesiones físicas o psíquicas en caso de que las haya. Por último, si la víctima no presenta lesiones que supongan un riesgo vital, pero requiere un Informe Médico Forense, es muy importante tener cuidado hasta la llegada de dicho médico, tratando de que la actuación de la enfermera no destruya posibles pruebas policiales.

I Jornadas Contra la Violencia de Género El Colegio Oficial de Enfermería (COE) de Almería también aportará su granito de arena celebrando sus I Jornadas Contra la Violencia de Género que tendrán lugar el próximo día 14 de diciembre en el Edificio de Las Mariposas, situado en la Puerta de Purchena. El evento contará con ponencias y mesas redondas que servirán para abordar este tema que, desgraciadamente, sigue presente en la sociedad.

La presidenta del COE, María del Mar García, subraya que “con estas jornadas pretendemos aportar nuestro granito de arena en la concienciación y prevención de la violencia de género en nuestra sociedad. Esperamos contar con un alto grado de participación y que entre todos consigamos que este problema sea erradicado de raíz lo más pronto posible”. Los interesados en acudir a estas I Jornadas Contra la Violencia de Género pueden obtener sus acreditaciones a través de www.colegioenfermeriaalmeria.org.

También podría interesarte